A la Memoria del General Lopez

A La Memoria DEL General Lopez, Martir De La Libertad De Cuba.

LOPEZ sublime! tu preclara gloria
De un polo al otro alcanza;
Rayao esterminader era tu lanza;
Combatir y veucer, esa es tu historia
La santa libertad era tu guia;
Tu herõico eoranzon ella inflamaba;
Tu brazo ella animaba;
Y ella tambien tu vencedora frente
Con el laurel de la victoria oruaba.
Huestes sin tin la indo. nita Navarra
En el suelo Espanol presento fieru
Un trono levantando ul despotismo
A su barbara garra
La cerviz inclinaba Espana entera;
Viva la libertad dijiste utano
Y en cien y cien batallas victorioso
La libertad le diste al pueblo hispano,
Los heroes de Don Carlos destrozados
Humildes te deblaron la rodilla,
Y aplaudieron lu nombre alborozados
Cuantos paeblos acatan a Castilla.
De Anibal y Escipion digna es tu gloria;
Cual ellos en Espana tu adiaste;
En Espana cual ellos tu triunfaste;
Cual la suya tambien es tu victoria.
Si tu sangre y sndor a Espana diste
Fue por la libertad. Tu altiva meute
Nunca creyo servir la tirania.
Y siendo Espane linre nu creiste
Que Cuba linertad disfruturiu.
Tu bcros, te engunasle
Cual se engano tambjen la Enropa entera.
La patria de Cabrera,
La mulre de lus Ennas y Zurbanos,
Al ver de Cuba lus numargus penas,
Denostando a sus hijos
Remasumdo torpemete sus cadnas.
Eru Cuba la patria que adoptaste.—
Cual entre mirtos col rada rosu
Ostenta en el pensil su jentileza,
Asi de las Cunanas unyu hermosu
A vasallo tu pecho,
Y fue tu amor primero y fue rn esposn.
En Cuba lmllaste padre, hallaste hermanos:
Cuba siempre formo tu regocijo,
En ella te aderaron los Cubenos,
Y el ser a Cuba le debro tu hijo.
Cual padre carinoso
A los nijos de Cuba ru querins,
Y tu su estimacion muy mas que el oro
Sus pasos dirijias.
El pobre, el rico, el nino y el anaciano
De to bondad probaron el tesoro,
Y tu su estimaeion may mas que el oro
Agradeciste humano.
Cuba la hermosn te era muy querida,
Y era de Cuba el Espanol verdugo;
Romper juraste su afreutoso yugo,
O consugrarle tu preciosa vida.
De Miranda y Bolivar fiel modelo,
Fue tu constanre anhelo
Libertar a la patria que adoptaste.
Contra el ferreo poder que a Cabe humilla
A ejemplo de esos heroes conspiraste;
Mas descubierto por paidora mano,
Te amago del verdugo la cuchilla.
Te salvo tu valor. En suelo estruno,
Sin ampuro, proscrito,
Y sin otro tesoro que nnn Innzn,
De libertar a tu querida Cuba,
Jamas abandonaste la esperanza.
Tn genio poderuso
Juzga, medita, ve y a todo atiende.
El triunfo es luyo: un pueblo generoso
A tu anhelat condyuvn,
Y piensas solo en linertar a Cuba.
Ya a sus hijos animas,
Hora del potomae ul Hudson corres,
Ya la Mobila y Sacannah recorres,
Y yn al Misisipi tornas ulano.
Pocos tns hombres son. Pero csforzadus
Y una nave no mas, toda ro flora.
Hurra! Gritun al verte tus suldados,
Y ya las ondus el pampero azota.
Contempladle en cl mar! disco radioso
Brillar parece en ?? de sy frente
Por ventura es el Dios del reino undoso?
Es el iucllo Lopez:—an su mente
De Cuba irrudia el porvenir heruso.
El vulor de Leonudus le ucompuna,
Y las playus de Cuba ya divisu:
Ya deju airus Morro y la carbana,
Y ya Lus Pazas con us liernes pisy.
Candida, azul y de luxiente granu
Risuena desplegandose y lijera
La livertad Cubana,
En los aires anuncia su bandera;
Coa ahirejal ulania,
Maestra cual nunca su espleudor glorin;
Eusena que alla en Cardenas un diu
Su subre mumuno arroju y vulemia,
Con el lauro cino da la victoriu.
Trescientos veteramos,
Henehidos de valor los corazones,
Por Cuba y Lupez a manir resueltos,
Desurian de Espana lus lejiones.
Con seis mil combutientes Euna fiere
Presentale funosu lu butalla;
Mus Lopez blande el fulminte acero,
Desprecia sus corceles y metrallu.
Con seis mil combatientes Enna fiere
Preseatale furioso la bat illa;
Mas Lopez blande el fulmiumte acero,
Desprecia sus corceles y metralla,
Y las huestes destrozu del ibero.
Y aunque Murte en la lid, noble y piadoso
A los nusimes coutrarios que hu veueido,
Auslios mil les presa jeueroso;
Y a su rival lus vuelve
De su triste penar conpadecido.
Admite el leroz Emma a sus soldados,
Y lejos de imitar el rasgo honroso
De su rival sublime,
Cual sanguinariu hiena
A los de Lopez, a morir condena----
La humanidad estremecida june----
Enna al mirur su campo ensangrentado
Y lleno de cadavers sin cuento,
Jura deseperado,
Poniendo al firmamenio poe testigo,
Su opradjo ver vengudo,
Y a vida uo dejar ui un enemigo.
De neveo jumu su usombrada jente;
En nuamero nerecientu sus lejiouses;
Y ;;evamdp em su peclo a las Harpias,
Corre liacia Lopez cual leou rujienie,
Y en los campos embistele de Frius.
Del opresor inero los canones
Estremecen douande el firunaumento,
Y van del teroz Emna en seguimiento
A millares jinetes y peones:
Su honor estu msnchado
Y pretende borrar su afrenta fen.
Todo es saugre y hurror; los folpes crecen,
Y mas y mas se encien de lu peleu.
Como al Dios de lu guem
Vese de quier a Lopez vuleroso;
A donde quiera su valor aleanza;
Nada resiste a su terrible encunzu;
Todo se riude a su robusia lanza.
Miradle acometer los batallones:
Los rumpw los deslace los aterra,
O a fuga vergonzosa
Obliga del ibero las lejiones,
Enna muerde la tierra
Por venagudora bala atravesado:
De la arrogante lberiu los lcones
Te huyen o lopez, cual volozes ciervos;
En confu so tropel desorfenudes;
Dejandore espantudos,
Sus heridos su parque y sus canones,
Sin osar ni nun mirar ru heroicu frente.
Victoria, oh Lopez a tu heroicu frente!—
Heroe immoral! Tu inmarchitable glorin,
La venidera edad vera usombrada:
Eterna seru al mundo tu Victoria:
Y en hoja laurenda
Tu nombre siempre gundaru la historia.
Florestas de lax pozas yde trias,
Albergue de modestos labradores,
Que tan solo escuchasleis otros dias
Dulces canros de amores,
Vuestro nombre de hoy mas sera glorioso
Orianlo con terror los opresores,
Y sera de los lintes temple hermoso,
Asi tumbica en los Arjibos recuerdan
Desco locida alden,
O una hueria quizy, despues recuerdan
De maratoa lus glories y plaetu.
—o—
Mas; ay! sublime adalid
De ambos mmudos velenmo,
Siempre venciste en lu lid.
Fuiste en la avena el prinereo,
Fuiste modesto y marcial,
Y en el combate ferul
Nudie resistio a lu accro.
Depue lu el belco ardor,
Ya con el lauro cenido,
Cual lu ningun beme ha reundio
La humamidad al valor.
Tu mission en nuestru edad
Fue humillur lu tirunin,
Y un herue de mus vulia
No euenia lu iberiad
En el campo de la Gloria,
Con el lanrel Coronado,
Eras, candillo eslorzado,
El hijo de in vietoria.
Mas! ay! Cuun tristo es tu suertw!
Un heroe tan jeneroso,
En el cudalso horroroso
Venir a euconurar lu muerte!
No porque fnerus venido
Por los despotus de Expann;
Fue el entregre otra hazana
De tu peelio esclurecido.
El hurueua desulado
Te combat.o con furer;
Y am ineme tu valor
Miro al ibero espaniado.
Temieemlo bizurria
No to invinto u meva lid.
Sino que adopio el ardid
De su cobarde ammislia
Pudiste nonle caudilla,
Sino que asopto el ardid
De su cobarde amnistia.
Pudiste, noble caudillo,
Sin los myos escapar;
Mas aut s qnisre jur
Tu heroico cnello nl cucbillo.
Y el b’spanol que debio
L es libres u lu branzo,
Ato u lu gurgania el lazo,
Y la rida le arrane6.
Que via ieras no le plugo,
Lo que va de gol a sol:
La Gloria del Espanol
Es la Gloria del verdugo,
En el campo del honor,
Vivo le hiciste temblur,
Y cunndo te vio espirar
Quisiste a cuba library.
Y por cuba perceiste;
En el lngar que moriste
Tu estatuna cuba hn de alzar,
Y aprendiende en tu heroismo
Que es de umbos mndos honor,
Con tu pendon trieolor
Derrcaru el despotismo.
Y el ignninioso yugo
Que tres siglos lo manchara,
Se lo arrejara u lo cara
A tu execrable verdugo,
Y esa lugar consagrado
Por tu sangre jeneroso,
Sera para cuba Hermosa,
Como un altar venerdo.
Y en el pensumiento fijo
Cada cubano al pasar,
Sabra honrur ese lugar.
Como un altar benerado.
Que es el endalso ma pira
Que da la immortlidad,
Cuando por la libertad
Sobre él un martir es

Item Information help

blog comments powered by Disqus